Padre de Reimond Manco: “Mi hijo quiere dejar el fútbol”

Siempre hay dos partes en una historia. Una ya la sabemos todos. Reimond Manco se ha ganado a pulso la fama de indisciplinado y su último escándalo, el quinto de su carrera por cierto, no le sorprende a nadie. Es más, a muchos hasta les causa indignación.

Pero en la vereda de enfrente es todo distinto. Cada tropiezo del jugador es un golpe al corazón y con fe ciega le creen cada una de sus palabras. “Me duele la burla, no saben la realidad. Entre peruanos nos matamos. A mi hijo le pudo pasar algo grave y la gente y los periodistas se ríen o le creen a otros”, expresó visiblemente contrariado José Manco, padre del jugador.

El caso de Manco aún no está resuelto. En México las investigaciones continúan y la imagen del futbolista se ha devaluado. Sin embargo, para don José “es una tranquilidad que esté aquí. Él todavía no se repone, mi hijo está asustado, preocupado, quiere dejar el fútbol”, agregó.

“De hombre a hombre le pregunté qué paso. Me dijo que había sido golpeado, y yo le creo a mi hijo”, dijo.

Ayer por la tarde, Manco, en compañía de su familia, fue llevado a una clínica en Lima para que un otorrino vea la lesión que le habrían provocado en la nariz sus supuestos raptores. No se descarta una posible intervención quirúrgica. ¿Que si va a entrenar? Para don José es pronto para hablar de fútbol. “Mi hijo perdió mucha sangre. Tiene aún golpes, chichones en la cabeza”.

DE CLUB A CLUB
Los problemas no parecen acabar para el jugador. Y las consecuencias de sus constantes indisciplinas ya le pasan la factura a sus cortos 20 años.

El Atlante, que había llegado a un acuerdo con el Juan Aurich por el préstamo del atacante por todo el 2011, le quiere rescindir el contrato (lo expulsó pero falta que se haga oficial) sin reconocerle ningún dinero. Por su parte, Juan Aurich, en este momento, tampoco se quiere hacer del delantero y está esperando llegar a un acuerdo con el club mexicano.

Hoy Manco no piensa en el fútbol. Está descansando en su casa en Playa Arica, alejado de todo y de todos. ¿Que si necesitará ayuda psicológica para superar el mal rato? Don José no respondió, pero lo que sí necesitará es tiempo en el anonimato para intentar olvidar la pesadilla que le tocó vivir.

Con 20 año, suspendido de la selección nacional por indisciplina y hoy separado de un club mexicano por un incidente aún no aclarado, pero a todas luces sospechoso, la carrera de Manco va cuesta abajo, a la misma velocidad con la que pasó de personaje anónimo a estrella juvenil.

TIENE OFERTA DE BOYS
No todos le dan la espalda a Manco. Karla Bozzo, presidenta del Sport Boys, hizo un anuncio ayer. “No queda descartada una posible llegada de Reimond Manco al Boys, pues creo que nunca hay que dejar de lado a un futbolista”, comentó.

Esta oferta le cae bien al jugador, justo ahora que su club, Juan Aurich, emitió un comunicado en el que confirma sus intenciones de no tenerlo de regreso.

“Aurich ha cumplido oportunamente todas las condiciones contractuales que mantiene con el Atlante esperando el mismo respeto y el cumplimiento de los plazos de pago por parte del club mexicano”.

ASÍ SOY YO
Reimond Manco. Delantero sin club
Edad: 20 años.
Equipos: Alianza Lima, PSV Eindhoven, Willem II, Juan Aurich, Atlante de México.
Goles: 5 en el fútbol local. No anotó goles en el extranjero ni con la selección.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *